LEALTAD ABSOLUTA - JUAN IBARROLA CADENA DE MANDOColumna por Juan Ibarrola 

LEALTAD ABSOLUTA

Cadena de Mando 
Por: Juan Ibarrola C. 

La importancia de las reuniones que sostuvo Andrés Manuel López Obrador con los secretarios de defensa y marina es total, estratégica y de seguridad nacional.

El presidente electo necesitaba conocer, sentir, creer, pero sobre todo, tener un acercamiento directo con las fuerzas armadas. López Obrador, debía saber que el color de la piel de todos los soldados mexicanos, es el bronce. Debía saber que los oficiales, jefes y generales del ejército, provienen del pueblo; mujeres y hombres del pueblo, pero en uniforme militar, que también quieren un mejor país y que sin duda, seguirán esforzándose por lograrlo.

¡El ejército es el corazón del pueblo!

Por primera vez López Obrador, conoció por parte de los altos mandos militar y naval, el real y verdadero estado que guarda el país en materia de inseguridad, violencia y crimen; también, necesitaba sentir que la lealtad que le van a guardar todos quienes integran el instituto armado será absoluta.

El proceso de transición de gobierno está demostrando altura de miras. Los soldados de tierra, mar y aire jamás serán un obstáculo que entorpezca o debilite ese proceso; al contrario, el próximo presidente tuvo dos encuentros magníficos tanto con Salvador Cienfuegos como con Vidal Soberón, y fueron así, debido a que existe por parte de ambos secretarios, un compromiso institucional mayor al de cualquier otro funcionario para que el nuevo gobierno tenga éxito.

Aceptado por López Obrador que deben seguir las fuerzas armadas enfrentando a los verdaderos enemigos de México, seguirá ahora, la decisión de qué general y almirante, lo acompañarán en su administración y proyecto de Nación.

De las reuniones de esta semana, el presidente electo, se queda con la tranquilidad de que el proceso de sucesión militar y naval, serán además de puntuales, efectivos, es decir, los próximos secretarios de defensa y marina, serán dos grandes fortalezas para poder alcanzar los objetivos que tiene planteado, no solamente en materia de seguridad, sino también, en todo el apoyo que la sociedad recibe de los militares que, a pesar de que no les corresponde, existe una debilidad institucional de tal dimensión, que hace necesaria la presencia y acción de las fuerzas armadas en diferentes escenarios nacionales.

Sin duda lo trascendente de ambas reuniones, deben dar esperanza a los mexicanos, alerta a los grupos criminales y seguridad a un concierto mundial que está expectante de las fortalezas que tendrá el próximo gobierno.

Soldados de tierra, mar y aire, leales a toda prueba.

 

 

¿Más de Cadena de Mando en Milenio Diario?
contacto@cadenademando.com
@elibarrola

 

 

Te puede interesar

Dame tu opinión